Crecen las listas de espera

En el último mes, se han resuelto en los hospitales asturianos 5.609 cirugías y se han atendido 153.390 consultas especializadas. Pero toda esa actividad sanitaria, aunque muy intensa, no consigue doblegar una lista de espera que trae de cabeza a la Consejería de Salud y lastra la sanidad pública asturiana. De hecho, la región tiene a 30.798 pacientes más que hace un año esperando por una intervención quirúrgica o una primera cita con el especialista de Atención Hospitalaria.

Según los últimos datos publicados por la Consejería, correspondientes al mes de junio, en Asturias hay 22.292 personas pendientes de una cirugía, cuando en la misma fecha del año pasado eran 19.629. La lista de espera quirúrgica ha crecido, por tanto, en 2.663 pacientes. Un incremento que es mucho mayor en el caso de las consultas hospitalarias, con 28.135 personas más esperando a ser atendidas: de las 66.707 de junio de 2021 se ha pasado este año a 94.842.

El Principado ha aprobado una inversión próxima a los 10 millones de euros para contener la situación y avanzar en los procedimientos médicos pendientes, manteniendo operativos los quirófanos y las consultas también en horario de tarde. Pero los sucesivos repuntes de coronavirus neutralizan los resultados de la estrategia emprendida por los responsables sanitarios de la región. También influye «el aumento de patologías que afloran tras dos años de pandemia en los que mucha gente tuvo miedo de venir al médico o de enfermos crónicos que han empeorado», apuntan fuentes hospitalarias.

Uno de los servicios que soporta mayor carga de trabajo es Traumatología, especialidad que genera un 27% de las cirugías pendientes y donde los profesionales sanitarios no dan abasto. Los pacientes intervenidos esperaron de media 176 días, aunque se están dando casos con demoras de hasta un año. Desde junio de 2021, hay en Asturias 372 pacientes más que necesitan operarse de una rodilla o una cadera. Las dolencias traumatológicas, así como las relacionadas con la especialidad de Oftalmología -segunda con mayor presión asistencial- están muy vinculadas con el envejecimiento de la población asturiana.

En cuanto a las consultas externas de los hospitales, el área de Traumatología ha pasado de tener 8.275 pacientes en lista de espera a 12.628; Oftalmología, de 13.523 a 16.423; y Dermatología, de 6.321 a 15.108, es decir, más del doble. Estos son los tres servicios que ahora mismo presentan una situación más complicada dentro de la red de Atención Hospitalaria, donde la lista de espera ha llegado a incrementarse un 58% en algunas especialidades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.