Prevención del tabaquismo

El fármaco 'Champix' para doce semanas de tratamiento. /
El fármaco ‘Champix’ para doce semanas de tratamiento.

La Comisión Interministerial de Precios aprobó ayer la medida que entrará en vigor el 1 de enero de 2020

LUCÍA R. LORENZOMartes, 1 octubre 2019, 02:01

Los médicos asturianos valoran de manera positiva la decisión del Ministerio de Sanidad de prescribir y financiar el fármaco vareniclina, comercializado con la marca ‘Champix’ con el objetivo de combatir el tabaquismo y ayudar a quienes quieran dejar de fumar. No obstante, los expertos consideran necesario extender la subvención a otras terapias eficaces y, priorizar la atención psicológica antes que el consumo de medicamentos.

Uno de ellos es José Manuel Iglesias, coordinador del Grupo de Atención al Tabaquismo de la Sociedad Asturiana de Medicina de Familia y Comunitaria: «Pedimos que se financien también la terapia sustitutiva con nicotina y el fármaco bupropion, porque hay pacientes que les va mejor otro tratamiento», explicó. Iglesias recordó que «el tabaquismo es una enfermedad crónica y aditiva» por lo que «el tratamiento sí que debe estar financiado».

También apuntó algún matiz Carlos Ponte, portavoz de la plataforma Defensa de la Sanidad Pública: «El apoyo psicológico y acudir a Atención Primaria debería ser la primera opción y recurrir a fármacos, la última», expuso. No obstante, Ponte destacó que «todos los esfuerzos que se hagan para combatir el tabaquismo es algo positivo».

Por su parte, el jefe de servicio de Neumología del Hospital San Agustín de Avilés, ManuelMartínez, indicó que «es algo que esperábamos hace tiempo y me parece una muy buena iniciativa de la ministra de Sanidad». En este sentido, señaló que «ya lo financiaba la comunidad de Navarra desde hace un año y en Canarias se hacía de manera parcial».

Opinión similar mostró el presidente del Colegio de Médicos de Asturias, Alejandro Braña, quien aseguró que «la medida tendrá como consecuencia una marcada disminución de múltiples enfermedades ligadas al tabaco, en el futuro».

Una herramienta de apoyo

Precisamente, la Comisión Interministerial de Precios acordó ayer la financiación de la vareniclina entendida como «una herramienta de apoyo en programas de deshabituación tabáquica». Según pudo saber EL COMERCIO, la medida entrará en vigor el 1 de enero de 2020. Estos programas forman parte de una estrategia integral para disminuir el consumo de tabaco en España, impulsado por la Comisión de Salud Pública.

El ‘Champix’ tiene una tasade éxito cercana al 40%

Si no se fuma o no se conoce de cerca el problema de la adicción a la nicotina a través de un amigo o familiar, ‘Champix’ puede no sonar a nada. De lo contrario, este singular nombre seguro que se ha colado en más de una conversación. Así se llama el fármaco con el que han intentado dejar de fumar miles de españoles desde que saliese a la venta en 2007. Su alta tasa de éxito, cercana al 40%, ha hecho que desde la propia sanidad pública se haya recomendado y supervisado en pacientes fumadores que sueñan con dejarlo de una vez por todas. La diferencia ahora, según ha anunciado la ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo, es que el Estado lo financiará para que el fumador no deba pagar los alrededor de 200 euros que cuesta el tratamiento. Queda por decidir en qué porcentaje será subvencionado y cuánto costará en farmacia, una vez recetado. Una decisión que llegará en breve, según anunció la ministra.

El principio activo de ‘Champix’ es la vareniclina, que se administra por vía oral en forma de comprimidos. Su eficacia está basada su capacidad de aliviar los síntomas del ansia de fumar y el síndrome de abstinencia de la nicotina, actuando directamente en los receptores del cerebro. Al tiempo, produce una reducción de los efectos gratificantes del tabaco. El tratamiento con estas pastillas ha de mantenerse durante doce semanas y se lleva a cabo en fases en las que se va introduciendo su consumo poco a poco, mientras el paciente sigue fumando y hasta que deja los cigarrillos. En ese periodo lo normal es que el paciente deje el tabaco y que continúe con el tratamiento hasta completar las 12 semanas, durante las cuales lo recomendable es ir aumentando de forma gradual la dosis de vareniclina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.